Northgate Renting Flexible aumenta más de un 10% las contrataciones de sus servicios en el mes de junio


Northgate Renting Flexible, compañía líder en el ámbito de la movilidad profesional y pionero en la prestación de servicios de renting flexible, ha disparado su crecimiento tras el periodo de confinamiento, situándose a la cabeza del sector.

El sector del renting en España ha protagonizado un aumento de su peso dentro del transporte, subiendo desde el 20,56%, en junio de 2019, al 21,26%, en junio de este año. Estos datos contrastan de manera positiva con los datos del primer semestre de 2020, periodo durante el que se contrajeron las matriculaciones en un 48.25% debido a la irrupción del Covid-19 en la economía.

La nueva normalidad ha provocado que el sector empresarial español, especialmente pymes y autónomos, se reinvente con el objetivo de seguir adelante con su actividad. En este sentido, los empresarios han optado por reducir costes apostando por medidas de ahorro en sus fórmulas de movilidad. Este hecho, de acuerdo con los últimos datos publicados por la AER, ha impulsado el sector del renting, especialmente el del renting flexible, cuya fórmula, caracterizada por la elasticidad, se ha convertido en el mejor aliado para afrontar la nueva etapa de incertidumbre a la que nos enfrentamos.

En este sentido, Northgate Renting Flexible encabeza este crecimiento del sector con un aumento de la tasa de nuevas contrataciones en el mes de junio de más del 10%. La fórmula de renting flexible ofrecida por la compañía, que permite a sus clientes adaptar su flota al aumento o descenso de la demanda sin riesgo de penalización y con la posibilidad de acceder a 55.000 vehículos repartidos en sus 28 delegaciones a lo largo de España, sin necesidad de financiación previa para la formalización del contrato, es la responsable de este crecimiento de su demanda.

El éxito de Northgate reside en que, entre otras ventajas, sus clientes disponen de una total flexibilidad de contrato. Es decir, adquirir un vehículo a través de la compañía es posible a partir de un mes, con la posibilidad de mantenerlo durante más tiempo o anularlo sin coste adicional, evitando el embargo con contratos a largo plazo que puedan llegar a ser innecesarios o suponer un coste añadido difícil de asumir para las empresas si cambian las circunstancias.

Por otro lado, al tratarse de un contrato que se realiza a través de una cuota mensual, no es necesaria la financiación para formalizar el acuerdo, por lo que quienes lo firman evitan endeudarse a causa de inversiones iniciales costosas. En este sentido, al ser alquilado, el vehículo no se registra en el inmovilizado de la compañía, lo que mejora la liquidez de la misma.

Del mismo modo, otra de las ventajas que ha provocado el aumento de demanda en las compañías de renting como Northgate a lo largo de los últimos meses es que permite a las empresas tener mejor planificados sus gastos. Esto se debe a que al incluir en su cuota mensual todos los gastos adicionales asociados al vehículo (seguros, impuestos, mantenimiento o reparación) ayuda a evitar imprevistos y a controlar los costes, especialmente en un momento como el actual en el que este factor puede ser más importante que nunca.