IBCAMINOS / OPINIÓN

Ramon Llull 2030 por Jorge Martín Jiménez

COMPARTE:
ico-facebook ico-twitter ico-google plus ico-linkedin ico-linkedin
ico-facebook ico-imprimir
Felipe Lorenzo - martes, 7 de noviembre 2017 | 4:50 Hrs.

Llegó el momento de la verdad para los Ingenieros de Caminos. El momento de la verdad es un término que acuñó el sueco Jan Carlzon para definir el preciso instante en el que el cliente se pone en contacto con nuestro servicio y sobre la base de ese contacto se forja una opinión sobre la calidad del mismo. La situación en la que nos encontramos los Ingenieros de Caminos con respecto a un tema fundamental como es la relación puerto-ciudad en Palma bien podría enmarcarse dentro de ese concepto.

En los últimos tiempos hemos oído reiteradamente desde el Ayuntamiento de Palma que nos encontramos en un momento histórico para la Ciudad en el que coinciden la voluntad de modificar el Plan General de la Ciudad y a la vez del Plan Director de Infraestructuras del Puerto. Se recalca desde el consistorio la idoneidad del momento para definir de una manera conjunta y coherente los dos componentes de la relación Puerto-Ciudad.

En todas las ciudades portuarias, como es el caso de Palma, el puerto y la ciudad han mantenido una relación de amor y odio marcada por una parte por, la historia, la nostalgia y el romanticismo, y por otra parte por la necesidad de aplicar las numerosas y exigentes normativas necesarias para que las operaciones portuarias se lleven a cabo con la máxima garantía de seguridad.

Sobre la idea de aprovechar el momento histórico en el que nos encontramos ha surgido un nuevo concepto que se ha denominado “Ramon Llull 2030” que pretende la creación de un nuevo modelo económico que sirva para recuperar la renta per cápita que se ha perdido en la última década en el que el turismo (a pesar de batir records históricos año tras año) no ha servido para conseguir el crecimiento económico que nos permitiera incrementar nuestro nivel de vida.

Ramon Llull 2030 proclama un nuevo modelo económico basado en el conocimiento y la innovación y a su vez lo fundamenta en cuatro infraestructuras clave ubicadas en la fachada marítima:
– Palacio de Congresos
– Nuevo Polígono de Levante
– Edificio de Gesa
– Puerto

Durante el año pasado los máximos representantes de los principales actores que pudieran tener competencias en esta idea (Govern Balear, Ayuntamiento de Palma, Autoridad Portuaria, Universidad, GESA…) decidieron impulsar una jornada con el propósito de debatir sobre las posibles acciones que pudieran llevarse a cabo alineadas con esta iniciativa. En abril del año pasado se celebraron en la Cámara de Comercio estas jornadas (financiadas por la UE a través de una acción especial bajo el soporte de la Dirección General de Innovación del Govern Balear) en las que más de 100 profesionales especializados e implicados en las infraestructuras anteriores debatieron sobre la iniciativa Ramon Llull 2030.

Habría que destacar, sin ánimo de ser exhaustivos, y de manera esquemática algunas acciones que surgieron en estas jornadas:

 Recoger, a través de un análisis exhaustivo y participativo, las modificaciones necesarias a través de la revisión del PGOU para garantizar la posibilidad de desarrollar la Iniciativa en la zona.
 Garantizar la coordinación interna encada administración y de estas entre sí, dada la transversalidad de la Iniciativa.
 Necesidad de ampliar el consenso político y social
 3 legislaturas vista: Necesidad de Estrategia y Planificación
 Mantener el consenso entre las instituciones que apoyan hasta ahora la Iniciativa bajo el liderazgo de la UIB
 Cómo alinearse con las directrices europeas, nacionales, regionales y municipales
 Fórmulas para trascender al área metropolitana de Palma
 Garantías jurídicas
 Profundizar en la búsqueda de las vías de financiación y políticas presupuestarias
 Colaboración público privada
 Compromiso de TODAS las fuerzas políticas
 Políticas para la atracción de talento e inversiones
 Desarrollar un Proyecto que recoja las conclusiones de las Jornadas, analice los factores de riesgo, planifique actuaciones, defina un modelo de gobernanza, estudie vías de financiación para el desarrollo de actividades en la zona….

Diversos colectivos como el Colegio de Arquitectos que se han sumado directamente a Ramon Llull 2030, o como el Colegio de Ingenieros Navales, se han pronunciado sobre el modelo puerto-ciudad que debería tener Palma. Es sin duda el momento en el que nuestro colectivo, caracterizado por estar siempre presente en los momentos clave de la historia de nuestra Ciudad, aporte su visión a una propuesta, que definirá una de las partes más importantes de Palma como es su fachada marítima, en la que nuestra profesión tiene mucho que decir no sólo a nivel urbanístico sino en cuanto a movilidad y ordenación, entre otros aspectos.

Sería un error dejar pasar esta oportunidad dejando solos a otros colectivos definiendo el futuro de una parte tan importante de nuestra Ciudad. Los ingenieros de caminos siempre han tenido una importante implicación con la Ciudad (para ello baste nombrar, sólo como ejemplo, al ingeniero Eusebi Estada por su importante aportación a la modernización de Palma) y nuestro principal Cliente, la Sociedad necesita nuestra aportación en este momento de la Verdad, que no sólo lo es para nuestra profesión sino también para la ciudad de Palma.

Debemos pensar juntos como aprovechar estas cuatro infraestructuras aportando soluciones que promuevan la reconciliación entre el Puerto y la Ciudad y se pueda definir una fachada marítima que facilite un nuevo modelo de crecimiento basado en el conocimiento y la innovación que responda a los actuales retos que hoy tiene nuestra Ciudad.

JORGE MARTÍN JIMÉNEZ

Nº COLEGIADO 13.717


COMPARTE:
ico-facebook ico-twitter ico-google plus ico-linkedin ico-linkedin
ico-facebook ico-imprimir